Share this story

¿Tengo que contratar al sobrino de mi jefe?

¿Tengo que contratar al sobrino de mi jefe?

P: Mi supervisor quiere que contrate a su sobrino durante el verano. Tenemos otros solicitantes más calificados y esto no me parece bien. ¿Hay alguna manera de decir que no? ¿Debo pasar por encima de mi jefe?

R: No pases por encima de su jefe, razone con su jefe. Diplomáticamente hágale tres preguntas. Si él da respuestas perfectas, pasará más o menos así:

Pregunta 1: Autoridad

Ud: Jefe, necesito su dirección en esta decisión de contratación. ¿Es mi responsabilidad contratar a  la persona indicada para este trabajo?

Jefe: Por supuesto. Usted tiene la autoridad.

Pregunta 2: Aprobación

Ud: ¿Será una decisión incondicional? ¿O le gustaría darle la aprobación previa?

Jefe: Como dije, será totalmente su decisión.

Pregunta 3: Criterio

Ud: Perfecto. Entonces planeo contratar a la mejor persona para el trabajo. Es así como usted lo ve. ¿Cierto?

Jefe: Por supuesto.

Incluso con ese escenario perfecto, no le gustará su decisión, así que prepárese para consecuencias negativas.

Lo más probable es que se contenga con una de las tres preguntas. Estas son sus opciones:

P1. Si él reclama la autoridad para contratar, simplemente devuélvele la decisión. Conciencia tranquila.

P2. Si requiere aprobación previa, proponga a su mejor candidato y avance hasta que lo apruebe. En efecto, él está decidiendo. Conciencia tranquila.

P3. Si él valora otros factores aparte de las calificaciones, como amigos o parientes, entonces usted tiene un desacuerdo.

Ahora la decisión se reduce al candidato suyo o al de su jefe. Si selecciona el suyo, su conciencia estará tranquila, pero su trabajo podría estar en peligro. Si es así, tiene un buen caso para apelar más arriba.

Si hace lo que su jefe le dice, su conciencia puede verse comprometida. Esa es una cuestión que sólo usted puede navegar. Pero al menos ha intentado trazar el rumbo correcto.